ECONOMÍA Z: CÓMO GESTIONAN SUS FINANZAS LOS JÓVENES

Share

NOS SUMERGIMOS EN LOS NUEVOS HÁBITOS FINANCIEROS DE LA GENERACIÓN Z, COMPUESTA POR INDIVIDUOS CREATIVOS Y GENERADORES DE TENDENCIAS, DISPUESTOS A ABRIR NUEVOS CAMINOS Y VIVIR DE UNA FORMA DIFERENTE A LO ESTABLECIDO POR GENERACIONES ANTERIORES.

Generación Z finanzas

UNA NUEVA GENERACIÓN DE AHORRADORES

La Generación Z ya es la cohorte generacional más grande a nivel mundial, en España supera los 7 millones de individuos y, su influencia, así como su poder adquisitivo, crece día a día. Las marcas, saben que deben poner foco en entender y abrazar sus ideales para conocer cómo empoderarles.

Haber experimentado las consecuencias de la crisis de 2008 en sus hogares (padres y madres desempleados, embargos, pérdida de poder adquisitivo, cierre de negocios…), ha fomentado en los Gen Z la necesidad de ser inteligentes con el dinero y empezar a ahorrar desde muy pronto.

Marian López, Neuroeducadora y conferenciante financiera, considera que la razón del interés y responsabilidad de la Generación Z con el dinero, está en que son conscientes de que son la primera generación que no tiene la pensión asegurada. A diferencia de los Millennial, los Z saben que “lo de antes” ya no vale.

De hecho, la empresa de servicios financieros Zopa habla de hasta un 35% de los Gen Z como ahorradores activos y afirma que es una generación con menos posibilidades de acumular deudas comparada, por ejemplo, con la generación anterior, los Millennial.

Gabriel García, TikToker financiero con más de 1 millón de seguidores, nos explica que la Generación Z es más y mejor ahorradora, pero no por decisión propia, sino por necesidad.

No creo que los Gen Z seamos más inteligentes o responsables, pero sí que disponemos de mucha más información y numerosas herramientas que las que tuvieron generaciones anteriores. Lo cual nos hace ser más efectivos y conscientes de todo lo que ocurre en la sociedad“.

TRANSFORMACIÓN DIGITAL DEL SECTOR FINANCIERO

Como individuos acostumbrados a probar y adoptar todas las herramientas digitales que pasan por sus manos, la Generación Z también utiliza tecnología financiera que les ayude a administrar su dinero de manera efectiva.

Las iniciativas de neobanking, tanto por parte de entidades recién creadas, como de empresas financieras clásicas que ofrecen servicios adaptados a este target, tienen en la tecnología a su mejor aliada.

Desde manejar las cuentas a través de un whatsapp como permite Zelf, a gestionar nuestro presupuesto “gamer” con Zytara o con Xsolla. Las fintech están cada vez más unidas al “metaverso”, que ofrece un gigantesco espacio en el que interactuar con otros usuarios y con las marcas, ofreciendo nuevos formatos de consumo.

La influencia de la Generación Z para transformar el sector financiero

BUY NOW PAY LATER

Las Apps financieras son cada vez más dinámicas y eficaces, porque están creadas con funcionalidades muy concretas. En este sentido destacan aquellas que permiten a la Gen Z gestionar sus compras sin necesidad de agotar su presupuesto, como Klarna o Zilch (basadas en BNPL).

El “Buy Now Pay Later” además, permite que los negocios aceleren su ritmo de ventas, favoreciendo la proliferación de novedosos eCommerce, para que jóvenes microemprendedores desarrollen una fuente de ingresos que pueda pasar de alternativa a principal.

TRANSFORMACIÓN EMOCIONAL DEL SECTOR FINANCIERO

La Generación Z está acostumbrada a desenvolverse en un entorno VUCA y a tomar conciencia del impacto de su forma de consumir y relacionarse. A pesar de la diversidad que les caracteriza, su espíritu “maker” les une alrededor del “HAY QUE ACTUAR AHORA, ANTES DE QUE SEA TARDE”.

Y su actitud activista, integradora y defensora de la diversidad y el respeto, determina la relación que tiene con las marcas. Hasta un 74% considera que, su generación, tiene el poder de cambiar la manera de proceder de las marcas. Además, reconocen en un 69% estar dispuestos a consumir productos o servicios de aquellas marcas que conectan con las causas que defienden.

Transformación emocional del sector financiero

FINANZAS Y EMOCIONES VAN UNIDAS

A nivel financiero, todo esto se traduce en iniciativas destinadas a cumplir con aquellos propósitos que, la Generación Z, tiene grabados a fuego. Como Betterment, que ayuda a los usuarios a invertir en proyectos con, por ejemplo, una huella de carbono más baja o con inspiradoras políticas de diversidad. O las Insurtech decididas a agilizar trámites para usuarios de vehículos eco-friendly, como Laka o como la sinergia recientemente anunciada entre MediaMarkt y Zurich.

La brecha de riqueza racial que Greenwood trata de cerrar, el espíritu de Simba por solidarizarse con la comunidad inmigrante o el apoyo de Daylight al colectivo LGTB+, son algunos ejemplos de soluciones financieras ante la desigualdad.

Existe un caso de UX muy interesante, protagonizado por el sistema de asistencia virtual de la entidad bancaria Bradesco. La violencia verbal de la que era víctima el avatar, ofreció una oportunidad para cambiar el rol de los chatbot (habitualmente neutrales), para sensibilizar a los usuarios y luchar contra cualquier tipo de manifestación agresiva hacia la mujer.

Porque, como dice Marian López en sus innovadores talleres de planificación financiera: “Finanzas y emociones van unidas”. Se ha demostrado, a través de diversos estudios, que los países que mejor “capean” las crisis, son aquellos que cuentan con un buen nivel de educación financiera y una buena inteligencia emocional.

“Nuestra relación con el dinero, con aquello en lo que invirtamos, será sana cuando realmente lo que hagamos tenga que ver con nuestra filosofía de vida”.

Si quieres conocer más sobre lo que nos contó Marian López en su Discovery Talk con TMKF, accede aquí a la conversación completa.

Una nueva generación de ahorradores

FIN-FLUENCERS

El 86% de los Gen Z está interesado en invertir, pero el 45% aún no lo ha hecho, porque carecen del conocimiento necesario.

Esta brecha de conocimiento ofrece una oportunidad a nuevas fuentes de asesoría y educación financiera confiables. Muchos jóvenes recurren a las RRSS como YouTube y TikTok para obtener información, esto se debe a la confianza que los Gen Z depositan en personas reconocibles a través de las herramientas digitales.

La figura de los Fin-fluencers, ha generado entre el target juvenil una corriente de interés por la gestión inteligente y novedosa de sus recursos económicos. Y las marcas están cada vez más atentas a esta tendencia.

Perfiles como el de Humphrey Yang superan los 2 millones de seguidores en TikTok. Mientras que la veinteañera Taylor Price (con también más de un millón de seguidores), se dedica a desmitificar algunas creencias sobre la gestión financiera y a ayudar a los jóvenes a tomar el control de su dinero.

En España también contamos con perfiles que superan el millón de seguidores en TikTok, como es el caso de Gabriel García. El propósito de este creador de contenido, de tan solo 21 años, es hacer llegar una información sana sobre finanzas e inversión al público joven. Por eso, advierte del creciente interés en trading y apuestas deportivas e insiste a sus seguidores:

“Prácticamente nadie vive de las apuestas deportivas ni del trading, el porcentaje es ínfimo y son mercados con muchísimo riesgo, aún más si la persona se está iniciando”.

Gabriel compartió con TMKF una interesante Discovery Talk alrededor de la Generación Z y su forma de gestionar los recursos económicos. Accede aquí a la conversación completa.

INNOVACIÓN EDUCATIVA

Toda esta avalancha de Apps, dispuestas a agilizar nuestro día a día y a gestionar nuestras finanzas de manera eficiente, no sirve de nada si no existe una base de conocimiento. Del mismo modo, la incorporación de los jóvenes al mercado laboral y al emprendimiento, requiere de una formación previa sólida.

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el Banco de España y el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital han enviado al Ministerio de Educación y Formación Profesional una propuesta para ampliar los contenidos de educación financiera en el diseño del próximo currículo escolar.

Mientras el sistema educativo se lo piensa, algunas entidades deciden actuar, con ese mismo espíritu “maker” que caracteriza a la Generación Z. Es el caso de ABANCA y su Obra Social Afundación, con un compromiso adquirido desde hace años por innovar en el entorno educativo. Prueba de ello, son las diferentes iniciativas que desarrolla con centros escolares de toda España, como el programa Segura-Mente.

Si consideras que tu marca también puede desarrollar proyectos de innovación educativa, tanto en materia financiera, como en sostenibilidad, hábitos saludables o inclusión, no dudes en ponerte en contacto con TMKF.

Share